Creemos que los discos duros tienen capacidad para millones de archivos fotográficos. Pensamos que podemos hacer uso de app para crear álbumes de manera ilimitada. Y quizás es cierto, nos parece casi imposible llenar un disco externo exclusivamente de imágenes, ¿cuántas pueden caber en 500 GB de memoria, 2.000, 3.000… ? La cuestión no es cuántas pueden caber, sino, ¿esa información estará disponible dentro de muchos años, por ejemplo, en 2.115?

La respuesta a esta pregunta puede ser ‘NO‘, según uno de los padres de Internet y actual vicepresidente de Google, Vint Cerf, que ha advertido de que nos enfrentamos a una ‘edad oscura digital’, ya que puede llegar el momento de hacer uso de un CD o un USB de almacenamiento y no poder abrirlo. Entonces, ¿ahora qué?

Imprime tus archivos fotográficos ahora que puedes

Cerf recomienda tomar decisiones como por ejemplo, ‘imprimir las fotos’. Y es que el problema, para Cerf, es que la continua innovación en hardware y software puede dejarnos sin herramientas para leer esos archivos.

En cualquier centro comercial puedes imprimir tus archivos fotográficos

En cualquier centro comercial puedes imprimir tus archivos fotográficos

En cierta medida, ya lo estamos viendo. Ya no podemos abrir los documentos o presentaciones creados en formatos viejos con la versión más reciente de nuestro ‘software’, porque la compatibilidad con sistemas y aplicaciones anticuados no está garantizada” dice Cerf, que pone como ejemplo los viejos disquetes, cuyo contenido es difícil de extraer porque ya no hay casi ordenadores que los puedan leer, y ni siquiera tienen una ranura para introducirlos.

En el siglo XXII y en los siguientes, tendrán grandes dificultades para saber mucho de nosotros, porque gran parte de lo que dejemos serán bits imposibles de interpretar para ellos.

Empresas informáticas como Apple, que comercializan en su caso ordenadores Macintosh con una simple ranura, no dan apenas opción para insertar los CDs. Nos hemos acostumbrado a subir todos los contenidos a la Red o a copiarlos en discos externos. Quizás ahora con la sugerencia que nos hace este señor, podemos desempolvar los discos duros y hacer repaso a todos esos archivos fotográficos almacenados, puede que nos llevemos una sorpresa.

Fuente: BBC